Noticias

6 consejos para dar la mejor impresión en una entrevista de trabajo

2016-05-24 09:50:34
6 consejos para dar la mejor impresión en una entrevista de trabajo
Aprende a dar una buena impresión en la entrevista de trabajo (trabajando.pe)

No hay momento más tedioso, al momento de postular a un trabajo, que la entrevista. Cualquier palabra errada, cualquier paso en falso, no pude costar caro. Estos seis consejos del portal trabajando.pe nos ayudarán a manejarnos antes, durante y después de este crucial momento, para dejar la mejor impresión y asegurarnos el lugar dentro de la empresa.

1. Después de dar una respuesta mala… Respira profundamente, da marcha atrás y reformula tu respuesta. Ya que pensaste en una mejor, puedes decir: “quiero agregar también”, y entonces procedes a corregir la respuesta. El aspecto más importante de regresar de una metedura de pata es mantener la calma. El entrevistador es muy probable que acepte tu recuperación sin problemas y esto te dará puntos a favor.

La lección aquí no es el no cometer estos errores, si no como los manejas y resuelves bien después de hechos. Lo mismo ocurre con cualquier otro error que puedas tener, incluyendo derramar accidentalmente algo en el entrevistador o llamar a alguien por el nombre equivocado. Puedes usar el humor cuando tenga sentido y así te recuperarás con al menos un poco de gracia.

2- Haz preguntas cuando el entrevistador parece aburrido. Cuando está desconcentrado lo más probable es que sea un signo de que ha dejado de tener interés en ti como candidato, por lo que es importante traerlo de vuelta a la realidad. Te recomiendo hacerle una pregunta para volver a llamar su atención. Deja de hablar, respira y sonríe. Trata de hacer que se sientan importante con una pregunta como por ejemplo: “¿Qué es lo que más te gusta de trabajar aquí?”.

A la gente le encanta hablar de sí misma, y si obligas a tu entrevistador a darte una respuesta directa, el se verá obligado a centrarse en ti. Mientras estás hablando, trata de obtener una mejor idea de tu papel en la empresa y formula nuevas ideas donde puedas encajar. Cuando sea tu turno de hablar, hazlo lo menos posible, y cuenta una historia corta para mantener el entrevistador comprometido.

3. Convence de que eres el mejor calificado para el puesto. Si estás en el medio de la entrevista y el entrevistador te dice que piensa que eres mayor o menor calificado, tú necesitas demostrar lo contrario. Como hemos hablado antes, calificado significa un montón de ideas diferentes para la empresa. Si quieres el trabajo, tienes que dejárselo claro al entrevistador. La mejor manera de manejar esto es reiterar tu interés en el trabajo. Si es posible, darle un compromiso como: “Estoy realmente interesado en el trabajo y estoy dispuesto a comprometerme con al menos dos años con su compañía”.

Si el entrevistador sugiere que eres menos calificado, puede que tenga que adoptar un enfoque diferente. En primer lugar, ten en cuenta el hecho de que si estás poco cualificado, puedes preguntar al entrevistador si podrían tener otras posiciones que encajen mejor para ti. Alternativamente, puedes preguntar qué habilidades te faltan y pídele al entrevistador que te diga de una forma realista que puedes aprender para estar mejor calificado.

-> CON ESTOS CONSEJOS PODRÁS PEDIR UN ASCENSO EN EL TRABAJO CON ÉXITO

Con calma míralo y dile: “Entiendo que puedo parecer de esa manera y tiene sentido, sin embargo, me gustaría me explique, ¿qué me hace falta para poder ser un mejor candidato?”. El entrevistador notara real interés en ti por la empresa y reconsiderará su opinión.

4. Después de que la entrevista haya terminado… Habrá veces en las que puedes saber si una entrevista va mal y puedas componerla, pero también existe la posibilidad de que no te des cuenta hasta que ya ha terminado la entrevista o ya estás en tu casa. Aquí te damos un tip para recuperarte cuando ya pasó la entrevista. Redactar una nota de agradecimiento donde expliques de manera honesta los problemas que tuviste en la entrevista.
La carta o nota de “gracias” es tradicionalmente reservada, para hacer una respuesta rápida a tu potencial empleador y hacerle ver que apreciaste su tiempo, pero también puede ser utilizada para cubrir los errores que hayas hecho en la entrevista. Es recomendable que expliques lo que sientes que salió mal.

5. Si confundiste nombres… Si llamaste accidentalmente al entrevistador por el nombre equivocado, pero no te diste cuenta hasta más tarde, puedes justificar una disculpa en tu e-mail. Menciona que estabas mortificado después de la entrevista cuando te diste cuenta de que lo (la) llamaste por el nombre equivocado.
Puedes usar una excusa como “mi mejor amiga se llama María”. Si estuvieras distraído por un evento malo como algún familiar enfermo, también puedes añadir eso en la carta.

-> MIRA QUÉ PERFILES LABORALES SERÁN MÁS SOLICITADOS EN 2030

6. Hacer una solicitud para una segunda entrevista. Tu única oportunidad de recuperarte de una mala entrevista es llamar por teléfono a tu potencial empleador y pedir una segunda oportunidad. Sin embargo, debes evitar hacer esta solicitud por e-mail.

Es típicamente más difícil para los encuestadores rechazar su solicitud cuando están hablando contigo, es por eso que lo recomendable es hablar por teléfono. Analiza tu situación antes de hacer una solicitud de una segunda entrevista. Fíjate si tienes una buena excusa para tu comportamiento. Si simplemente fallaste en la entrevista porque estabas sin preparación, no vale la pena intentarlo de nuevo.

Comentarios