Baladas y Reflexiones

Por los caminos del Señor

2015-08-07 23:27:45
Por los caminos del Señor


Hola… Esta semana, la Liturgia de la Iglesia nos recuerda una fiesta que aquí en Perú, principalmente en el departamento de Áncash, se conoce con el nombre de la Virgen de las Nieves. Hace cinco años, justamente en el mes de agosto, estaba visitando con mi familia la ciudad de Roma. Habíamos ido a los lugares más significativos para nuestra fe, recorrido la historia de la Roma de los emperadores y probado lo que todo turista vive en lugares tan típicos y significativos, como dejar una moneda en la fuente que te promete regresar a la ciudad eterna. Habíamos escuchado al Santo Padre, visitado el Vaticano y admirado la Capilla Sixtina.

El cinco de agosto regresábamos a la ciudad de León, en donde nos esperaban nuestros padres. Sin embargo, ese día en la mañana nos esperaba una agradabilísima sorpresa. Nos levantamos temprano, preparamos nuestras maletas y tomamos un rico desayuno. Al ver que nos quedaba algo de tiempo, antes de que nos recogieran para ir al aeropuerto, aprovechamos para visitar la Basílica de Santa María la Mayor.

Como quedaba a cuatro cuadras del hospedaje, nos dirigimos caminando. Al llegar, nos llamó la atención ver un gran número de personas en las escalinatas que dan a la fachada principal. Dentro de la inmensa Basílica, había miles de personas celebrando una misa, que en ese momento, al no recordar la fecha de la fiesta de la Virgen que da nombre a la Basílica, no me percaté hasta minutos después, lo que se estaba celebrando. Cuando entramos, una coral impresionante cantaba el “Gloria a Dios en el Cielo” en latín y para nuestra sorpresa, del techo del Presbiterio caía una lluvia de escarcha blanca, que caía a escasos metros del altar en donde se encontraban los cardenales, obispos y sacerdotes que presidían la Eucaristía. Por supuesto que nos ganó la curiosidad y me acerqué con mis sobrinos a la parte delantera. Desde allí, pudimos apreciar mejor la caída de la escarcha de la bóveda del Presbiterio. Atentos y respetuosos, participamos en esa Eucaristía especial y al final de ella nos informaron de la fiesta que estaban celebrando. Ya te seguiré contando la próxima semana.

Gracias por llegar hasta aquí. Hasta la próxima semana. ¡Que Dios nos bendiga!

 

Entérate… ¡Esto es increíble!

Posted by Radio Ritmo Romántica on Miércoles, 22 de julio de 2015

Comentarios