Baladas y Reflexiones

Siempre hay algo nuevo por descubrir

2017-07-20 12:09:12
Siempre hay algo nuevo por descubrir
Siempre hay algo nuevo por descubrir

Hola…Te cuento que estas líneas te las estoy escribiendo en la noche fría de un día de julio. Estoy en el territorio de mi oficina, miro a través de la ventana y veo algunas estrellas. Pienso en mi niñez y recuerdo la manera linda cómo mis padres me enseñaron a creer en el Ángel  de la Guarda. Siempre me acompaña, y él me contó esta historia.

“Un día se reunieron en un rincón del cielo las estrellas más famosas del firmamento. Allí estaba la estrella Polar, que contaba con orgullo cómo ayudaba al hombre a fijar el norte de sus caminos y de sus mapas. Cuando la estrella Polar concluyó, habló el Sol, diciendo que era ella la más importante para el hombre, porque gracias a su calor y su luz, hacía llegar la vida a la Tierra. Una de las estrellas argumentó que, si bien no era muy conocida, fue ella quien le hizo confirmar a Einstein su teoría.
“Y así se sucedieron una tras otra, rivalizando en fama y esplendor. Sólo una estrella parecía silenciosa ante el brillo de los demás. Cuando llegó su turno, expresó que eran muy poca cosa ya que los hombres ni siquiera la conocían, no la habían descubierto. Todas las demás sonrieron y la tacharon de inútil.

Sin embargo, les habló de esta manera:
“¿Quién sabe? A lo mejor yo también estoy contribuyendo al progreso y bienestar del hombre de la Tierra. Es verdad que ellos aún no me conocen, pero no son tontos y sus cálculos les dicen que, para explicar el curso de otras estrellas y cuerpos celestes que conocen, tiene que haber todavía alguna estrella cuya atracción gravitatoria explique las desviaciones en los caminos de las demás. Por eso ellos continúan estudiando, observando, buscando, y con ello avanza su ciencia y sigue despierto su interés. Ustedes han sido y siguen siendo importantísimas, pero yo también le estoy prestando un servicio importante al hombre: que sepa que aún le queda algo más por descubrir”.

Me quedé pensando en la historia que me contó mi Ángel de la Guarda. Aún nos quedan estrellas por descubrir, Aún quedan pensamientos por ensayar y experiencias por aceptar. 

¡Qué pobre es el hombre que se encierra en sus ideas y cree que la experiencia de su vida le da el título por seguir viviendo, o enseñando a vivir a los demás!

Yo siempre le pido a la vida que ponga en mi camino seres humanos que me enseñen nuevos caminos, nuevas experiencias. No te cierres en tus concepciones, negando todo y a todos. No te olvides: en nuestras vidas siempre queda una estrella por descubrir.

Gracias por llegar hasta aquí.  Hasta la próxima semana. ¡Que Dios nos bendiga!

Escúchalo todos los domingos a las 8 de la noche en 'Baladas y Reflexiones'

Escucha las mejores baladas, las 24 horas AQUÍ


 

Comentarios