Madre, Amiga, Mujer

Claves para diseñar un plan de actividad física para perder peso

2018-09-14 14:05:54
compartir
Foto 1 DE 1
Claves para diseñar un plan de actividad física para perder peso
La mayoría de los jóvenes y adultos tiene un estilo de vida sedentario (Foto: istock)

La actividad física es importante debido a que en la actualidad los problemas de salud como el sobrepeso, la diabetes y las afecciones cardíacas han aumentado considerablemente, generándose por una pésima alimentación y un bajo nivel de actividad física. 

Escucha las nuevas baladas y bachatas, las 24 horas AQUÍ

La mayoría de los jóvenes y adultos tiene un estilo de vida sedentario, donde la actividad física es mínima, por lo que a menor ejercicio poco gasto calórico. No obstante, seguimos consumiendo alimentos que aportan más calorías de las que necesitamos, en consecuencia, aumentamos de peso. 

Para perder esa grasa corporal que se adhiere a nuestro abdomen, caderas, muslos, etc. es necesaria la actividad física, ya que con el ejercicio se elimina el tejido adiposo y no la masa muscular, puesto que las actividades físicas de acto impacto ayudan a quemar calorías. 

Entonces, para lograr mejores resultados cuando se comienza a practicar alguna actividad física es necesario realizarse un chequeo médico con la intención de descartar enfermedades cardíacas, de hígado o riñones y hacer las adaptaciones necesarias para nuestra condición. 

Se recomienda que la actividad que se vaya a practicar utilice grandes grupos musculares de forma repetida: caminar, trotar, nadar, etc. Lo ideal es hacerla, al menos, 30 minutos diarios a la semana, respetando una fase inicial de estiramiento y calentamiento de 5 a 10 minutos. 

Los expertos en salud recomiendan a la hora de diseñar un plan de actividad física: 

No exceder los tiempos y actividades recomendadas por el doctor.

Realizar el ejercicio con gusto, ya que está mejorando la salud.

Tener en mente el bienestar que trae la actividad física, no solo con respecto al peso, sino a nivel emocional.

Iniciar la actividad suavemente, hay que recordar que con el calentamiento los músculos y tendones tienen que moverse con tiempo. Es importante detenerse si se siente mareos o malestar.

Evitar la actividad física prolongada si no está seguro de que su organismo puede soportarla.

Es recomendable ingerir frutas antes o durante la caminata o actividad. Y es importante ingerir bastante agua para mantener la hidratación. 

Escucha los mejores tips de María Pía de lunes a sábado de 6 a 9 a.m. en 'Madre, Amiga, Mujer'.

Comentarios